La Juventus es el club de fútbol más importante de Italia, así lo atestiguan sus 33 títulos ligueros. Cuando un equipo alcanza estos éxitos quiere decir que ha contado con unos jugadores excepcionales, pero los jugadores excepcionales pueden ver como sus esfuerzos son en vano si no cuentan con porteros de gran calidad que eviten el gol rival. Vamos a recordar a algunos cancerberos que han contribuido a hacer grande a la Juve.

A Dino Zoff se le considera como uno de los mejores porteros de la historia. Empezó a jugar en el club turinés en 1972 cuando ya era un jugador maduro. En la temporada 1972/73 batió el record de imbatibilidad de la liga italiana; mantuvo su portería a 0 durante 903 minutos. Todavía mantiene su record de imbatibilidad en partidos internacionales (1142 minutos). Durante su estancia con los bianconeri consiguió 6 Scudettos, 2 Copas de Italia y una Copa de la UEFA.

Toda la carrera como portero (empezó jugando de extremo) de Gianpiero Combi discurrió en la Juve; empezó a jugar en el club turinés en el año 1921 y colgó los guantes en 1934. Durante su estancia se ganaron cinco títulos ligueros. Con él bajo palos la selección italiana ganó la medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Ámsterdam de 1928 y la Copa del Mundo en 1934.

Combi y Zoff han sido los únicos guardametas (junto a Iker Casillas) que han levantado la Copa del Mundo como capitanes de su selección (Zoff con 40 años, otro récord). Ahora tocaría hablar de otro gran jugador, Gianluigi Buffon, pero nos reservamos para una futura entrada centrada en su persona.

Puedes contactar con nosotros a través del formulario, del teléfono 667 730 359 o mediante las redes sociales si quieres que tu hijo reciba formación en nuestras academias de Cabanillas del Campo y Mirabal.